Contacto ¡Llámanos!Llamanos al 924 898 754

¿Por qué no debemos abusar de los antigripales?


Los antigripales son medicamentos de libre venta que alivian síntomas de resfriado, congestionamiento o gripe común.Son capaces de mitigar el dolor de garganta, de cabeza, los estornudos y/o bajar la fiebre, pero no curan el padecimiento en sí; y esto se debe a que el virus de la gripe muta cada cierto tiempo, por lo que es imposible tener los medicamentos adecuados para cada mutación.

Los antigripales usualmente están compuestos por analgésicos, descongestionantes y antihistamínicos. Los analgésicos más utilizados son ácido acetilsalicílico, acetaminofén e ibuprofeno; sirven para eliminar dolor muscular y de cabeza, malestar general, temperatura elevada e inflamación de garganta.
Por su parte los descongestionantes disminuyen el flujo de sangre en las vías respiratorias superiores (nariz y garganta), así reducen la inflamación y producción de mucosidad. Y entre los antihistamínicos encontramos loratadina, fenilefrina, clorfenamina, pseudoefedrina y bromfeniramina, que ayudan a reducir problemas como generación excesiva de moco, ojos llorosos, cosquilleo en la nariz, inflamación, congestión y sinusitis.
¿Qué pasa si abusas de los antigripales?
Ante los cambios de temperatura empieza a manifestarse la conocida gripe estacional, y para calmar este malestar muchas personas suelen abusar de los antigripales.
De acuerdo con el Ministerio de Salud (Minsa) esta peligrosa costumbre puede causar convulsiones, taquicardia, problemas cardiacos y otros daños a la salud de adultos, jóvenes y niños. Asimismo, y según el Instituto Nacional de Salud (INS), el abuso de consumo de antigripales puede producir somnolencia y alteraciones del ritmo cardiaco, especialmente si se asocian a otros fármacos que podrían poner en riesgo la vida.
Los adultos mayores, mujeres embarazadas y niños menores de 5 años, así como quienes padecen de alguna enfermedad crónica, como: insuficiencia renal, neuropatía diabética, cardiopatía, fibrosis pulmonar y asma, deben ser cuidadosas al consumir antigripales, ya que pueden empeorar sus padecimientos.
Durante las temporadas de frío, las personas suelen incrementar la dosis de antigripales al notar alguna mejoría de los incomodos síntomas del resfrío, sin embargo, esto puede provocar una intoxicación y poner en peligro la vida. Los síntomas más comunes de una intoxicación por este tipo de medicamentos son: náuseas, vómitos, mareos, somnolencia, visión borrosa y nerviosismo o ansiedad.
¿Cómo combatir los síntomas?
Ante los riesgos provocados por el abuso de antigripales, puede utilizar otras opciones naturales que servirán para calmar estos molestos síntomas, por ejemplo: los zumos de limón y naranja cargados de vitamina C y la miel expectorante son ideales para aquellos que tienen tos y dolor de garganta. Del mismo modo, las vaporizaciones de eucalipto son muy eficaces para abrir las vías respiratorias, eliminar la congestión nasal y suavizar la garganta.
Ahora que el frío empieza a llegar, cuida tu salud de forma natural y no abuses de los medicamentos.

Fuentes: Minsa, El Comercio y La República
Mas información  >>>AQUÍ

Consejos para el cuidado de pacientes con deterioro cognitivo avanzada


 

 

La persona con demencia grave muestra dificultad para calzarse y abotonarse. Presenta inicialmente miedo al baño y más tarde es incapaz de bañarse, y olvida el aseo personal. La incontinencia resulta de la disminución de la capacidad cognoscitiva para responder adecuadamente a la urgencia miccional. En esta etapa, la agresividad o la incontinencia urinaria pueden llevar al paciente a la hospitalización
Consejos a nivel físico y de actividades de vida diaria

  • Promoción de actividades básicas de vida diaria, con especial incidencia en la continencia urinaria (acompañar a realizar sus necesidades cada tres horas y no dar líquido a partir de las 18 horas)
  • Asegurar el cuidado personal (aseo, higiene y vestido).
  • Estimulación manipulativa: que haga puzzles sencillos, juegos tipo encajar cubos o piezas para manejar objetos cotidianos (cubiertos, ropa… aunque no lo haga correctamente).
  • Rutinizar más si cabe la vida del paciente.
  • Mantenga su movilidad.
  • Actividad física: Recomendar:–    Psicomotricidad
    –    Paseos (+++)
    –    Gimnasia
    –    Subir y bajar escaleras
    –    Taller de laborterapia
    –    Procurarle espacios amplios, seguros, para caminar, cansarse, relajarse y mejorar su humor y apetito.
  • Consejos a nivel cognitivo
  • Intentar que mantenga la información personal (autobiográfica) más básica (nombre, dirección, nombre de su mujer, padres, hijos, trabajo…) y orientación en el espacio.
  • Estimularle a que hable, que comente su pasado, leer cosas que le interesen, nombrar objetos, pequeñas cuentas…
  • Estimularle a que maneje objetos cotidianos: cubiertos, ropa…
  • Estimulación cognitiva: hacer que hable, que recuerde cosas de su pasado, leerle sobre temas que le interesan, escuchar música de su agrado, realizar pequeñas cuentas si es capaz, nombrar objetos…
  • Estimulación sensorial: ofrecerle cosas para que perciba diferentes olores, diferentes sonidos, que toque cosas de diferentes texturas… Probablemente no las sepa nombrar, pero es importante que siga utilizando sus sentidos.

Consejos en cuanto a actividades sociales

  • No realizar actividades sociales que puedan aumentar la confusión: viajes, excursiones, fiestas ruidosas, cambios de entorno, cambios de personal, situaciones que no puedan controlar…
  • Colocarle una chapa identificatoria con dirección y teléfono (¿chip?).
  • Promocionar contactos sociales cercanos, conocidos y seguros (paseo, ir a misa, visitar familiares, ir a la compra).
  • Mantener y promover protocolos sociales.

Consejos en cuanto a atención sanitaria

  • Es muy importante mantener el contacto con la persona y estar muy atentos a sus reacciones y a pequeños cambios en su humor o en su comportamiento, que pueden estar indicándonos que algo le está ocurriendo. Recuerde que puede que no sea capaz de expresar sus necesidades o sus dolencias.
  • Si lo hace, dejar de fumar y ser muy prudente con las bebidas alcohólicas. El alcohol y el tabaco empeoran el funcionamiento mental y deben ser evitados.
  • Controlar de forma estricta si las padece: diabetes, colesterol, hipertensión…
  • Las personas mayores son más vulnerables que los jóvenes: no olvidar realizar a tiempo su vacunación.
  • Dieta sana y variada. Para prevenir el estreñimiento alimentación rica en fibra y frutas.
  • Evitar el sedentarismo, hacer una vida activa, caminar 1 hora todos los días.
  • Consulta periódica para revisar fármacos, dosis necesarias así como la aparición de cualquier efecto secundario. No tomar medicamentos por su cuenta nunca y enseñar a su médico  los medicamentos que toma de forma habitual. Hay algunos fármacos que pueden perjudicar la memoria. El paciente requerirá  supervisión de un profesional de enfermería para que tome sus medicaciones habituales de manera adecuada.
  • Su médico le habrá informado de los tratamientos farmacológicos que existen para la demencia. Consulte periódicamente con el para revisar las dosis necesarias así como la aparición de cualquier efecto secundario.
  • No obsesionarse con dormir. Normalmente son suficientes las 7 horas. Aunque no las duerma, no dejan de ser de descanso.
  • Si nota o le comentan que no ve u oye bien, acudir al especialista. Un buen mantenimiento de las capacidades en los órganos de los sentidos mejorará su funcionamiento cerebral.
  • La higiene dental es importante, comenzando por mantener buenos hábitos de cepillado de dientes o limpieza de prótesis dentales y revisiones periódicas con el dentista para comprobar el estado de la dentadura.
  • Fisioterapia pasiva y respiratoria

Orientaciones para el cuidador y acciones para mejorar el cuidado

  • Refuerzo de la formación en habilidades de manejo conductual, situaciones catastróficas y en comunicación.
  • Información sobre la ropa más adecuada.
  • Evaluación de riesgos y plan de prevención de accidentes.
  • En Nurses Daily enfermeras a domicilio buscamos realizar actividades que ayuden a la salud emocional y física de nuestros pacientes y con gusto los podemos orientar o ayudar en el cuidado >información aquí

¿Cómo incrementar o recuperar la autoestima en las personas mayores?


Todos los seres humanos, a cualquier edad, debemos sentirnos plenos, orgullosos de nuestros logros y valorados por nuestros seres queridos, pero desafortunadamente es común que en los adultos mayores presenten baja autoestima por caer en la rutina, tener desgaste en su cuerpo, diminución de energía, soledad y el sentir que dependen de alguien para realizar actividades cotidianas que solían realizar solos, por lo que son propensos a vivir con depresión y a que su salud se vea afectada.
Como familia o cuidadores, debemos apoyar a los adultos mayores a que suban su autoestima, que recuperen su alegría por ser ellos mismos y conserven dentro de lo posible una buena salud física y mental, así que les damos respuestas ante la pregunta: ¿Cómo incrementar o recuperar la autoestima en las personas mayores?

  1. Autonomía:Las personas mayores pueden sentirse tristes al tener cierta dependencia, al notar que requieren apoyo para hacer algunas actividades que antes solían hacer con facilidad, por lo que es recomendable tener paciencia cuando están realizando algo que es de su interés, motivarlos a hacer lo que si pueden realizar solos y asignarles actividades diarias y sencillas como: ir juntos a comprar pan o alimentos para el hogar, regar una planta o cuidarla, cepillar a un perro de casa, etc.
  1. Tomarlos en cuenta:Los adultos mayores pueden aconsejarnos al pedirles apoyo ante alguna situación, tienen experiencia y suelen compartir sus ideas y recomendaciones con gusto, pero también les recomendamos tomarlos en cuenta con sus ideas y su manera de realizar las cosas y preguntarles si desean hacer algo en particular, por ejemplo salir de paseo, buscar un libro, hacer alguna actividad con la que pueda sentirse apreciado, con eso fortaleceremos su autoestima.
  1. Realizar actividad física:El ejercicio sin duda es una gran opción para mantener el cuerpo y la mente saludables, por ello, dependiendo de la condición física de cada persona, hay que buscar que realice actividad física, por lo general las recomendadas por los especialistas son de bajo impacto, por ejemplo yoga, caminata, tai chi,lectura, ejercicios mentales y incluso baile, pueden ser grandes alternativas.
  1. Actividades de su interés:Disfrutar la vida con acciones simples, puede ser una excelente opción para poder mejorar la autoestima de la persona que realice manualidades que sean de su interés como: dibujar, pintar, escuchar música, tejer, armar rompecabezas, todo lo que sea con base a los gustos, puede apoyar a los adultos mayores a sentirse con ánimo de disfrutar esas actividades y sentir orgullo de hacerlas.
  1. Vida social y familiar:Convivir con los amigos y la familia es la mejor forma de salir de la rutina, el pasar tiempo de calidad con las personas que queremos, conversar y tener un rato de risas o esparcimiento puede generar que nuestros seres queridos sepan lo importantes que son para nosotros, el dedicar tiempo para compartir  con ellos es fundamental para tener una buena calidad de vida.
  1. Buen cuidado personal:Es común que las personas mayores no preocupen mucho por su higiene personal o aspecto físico, incluso hay quienes tiene mucho tiempo que no se compran una prenda nueva o se han hecho un corte de cabello o lo han teñido, arreglarse las uñas, incluso algunos no han recibido masajes o algún tipo de servicio de spa, por lo que los invitamos a que los animen a un cambio, por ejemplo que un día los lleven a buscar un par de zapatos que sea cómodo para ellos o que vayan a un buen corte de cabello para mejorar su imagen, al verse en el espejo, notarán un cambio favorable y con ello mejorará su autoestima poco a poco, al ver un reflejo que les agrade.

En Nurses Daily enfermeras a domicilio buscamos realizar actividades que ayuden a la salud emocional y física de nuestros pacientes y con gusto los podemos orientar al respecto.contactar AQUÍ

Ejercicios de estimulación cognitiva para pacientes con demencia


 

Es de suma importancia, para una persona con demencia, retardar la evolución de la enfermedad. Recordemos que el Alzheimer, por ejemplo, es un trastorno que afecta principalmente la memoria, por lo tanto es el campo en el que el cuidador primario debe centrar sus esfuerzos para evitar que los síntomas se desarrollen aceleradamente.
Cada paciente es diferente y la estimulación se debe potenciar en el campo que éste lo requiera. Existen ejercicios -físicos y mentales- para trabajar las diferentes habilidades cognitivas de la persona, con estas actividades se consigue frenar el deterioro, mejorar la calidad de vida y extender la funcionalidad independiente del enfermo.
A continuación presentamos una serie de ejercicios, divididos por área, que los cuidadores pueden practicar con sus pacientes, además, cabe mencionar que dichas dinámicas también las puede ejercer alguien que esté interesado en mejorar sus capacidades cognitivas con el afán de prevenir.
Ejercicios para estimular la memoria:
Se practica y mejora la memoria a corto plazo, aunque también se favorece el mantenimiento de recuerdos lejanos.

  • Juegos de memoria con imágenes (memoramas).
  • Juegos de memorización de palabras o frases.
  • Repetición de palabras o números inmediatos.
  • Uso de material visual o verbal, como una canción o fotografías, para revivir recuerdos o información personal del paciente, relacionados a su vida previa a la enfermedad.
  • Incitar al paciente a recapitular su día, haciendo énfasis en actividades comunes y la temporalidad de las mismas como los alimentos que consumió esa tarde o lo que hizo en la mañana.

Ejercicios para estimular el lenguaje:
Para lograr una estimulación efectiva se debe trabajar con el lenguaje oral y escrito por igual. Leer, escribir y describir son las tres acciones principales.

  • Leer el periódico, revistas o artículos.
  • Juegos de asociación de palabras.
  • Ejercicios de escritura. Pueden ser dictados, el parafraseo de un enunciado, descripciones o copias.
  • Descripción detallada de imágenes, situaciones o algún recuerdo preferido.
  • Ejercicios de completar palabras o frases.
  • Descripción de objetos cotidianos. Puede ser incluso de alimentos o familiares.

Ejercicios para estimular la orientación:
La manera más sencilla de fortalecer éste apartado es mediante la interrogación, utilizando preguntas sencillas para ayudar al enfermo a identificar su entorno físico, contexto personal y la temporalidad en la que se encuentra.

  • Orientación personal: Preguntar su nombre, edad, fecha de nacimiento, estado civil u otros aspectos que involucren su identidad.
  • Orientación espacial: Datos como la dirección de su domicilio pueden ayudar, aunque cuestionar de forma más general, como la ciudad o el barrio en el que se encuentra, podría ser lo indicado para un paciente en etapa avanzada.
  • Orientación temporal: Interrogar sobre la fecha completa actual o algún día festivo pronto a ocurrir, estimula este aspecto.

Ejercicios para estimular gnosias y praxias.
Se trabaja principalmente con la percepción y el reconocimiento de formas y características, sean de personas u objetos, así como la práctica de tareas aplicables a la vida cotidiana.

  • Reconocimiento de letras y números en relieve.
  • Reconocimiento facial de familiares o personajes famosos.
  • Tocar objetos cotidianos para reconocerlos.
  • Imitar sonidos para reconocer animales u objetos cotidianos.
  • Nombrar colores y asociarlos a objetos que compartan dicho color.
  • Ejercicios de unir puntos para completar una imagen.
  • Describir la utilidad de objetos cotidianos, permitiéndole al paciente interactuar con ellos.
  • Fomentar el reconocimiento de objetos y sus funciones mediante dibujos.

Si te interesa obtener más información no dudes visitar nuestra página web, síguenos en facebook, o llámanos e infórmate ahora mismo al : 924898754 o si lo prefieres contáctanos a través de nuestra whatsapp.

Recomendaciones para bañar a un paciente adulto mayor


 

uno de los problemas básicos en los ancianos es la falta de movilidad.

Para las enfermeras que ejercen su profesión, atender a un anciano con falta de movilidad es una tarea complicada para movilizar y sujetar correctamente a las personas mayores y provocar en los ancianos quejas y hasta en ocasiones, una actitud agresiva. Existen algunas recomendaciones a la hora de bañar a los ancianos o familiar que pueden resultarnos de gran utilidad, para hacer esta tarea más sencilla y agradable, tanto para los cuidadores como para los enfermos.

La paciencia y la amabilidad serán sin duda las claves.

Consejos para bañar a los anciano

Mantener un entorno privado y agradable. Siempre hay que entender el cuarto de baño como una habitación privada, por eso hay que mantener la puerta cerrada. Debemos incorporar al momento del baño cualquier accesorio que pueda facilitar la movilidad de los ancianos. Estos accesorios pueden ser: alfombrillas de goma para evitar su deslizamiento, asientos giratorios que se fijan en la bañera para tener mejor acceso, asideros colocados en la pared para que pueda sujetarse, etc.

Es importante tener todo preparado, ropa, toalla a ser posible grande, silla o cualquier elemento que vayamos a utilizar. Evitar en la medida de lo posible ruidos fuertes que puedan perturbar la tranquilidad que buscamos para el momento del baño. Se recomienda hablar suavemente y optar por añadir a este momento una música tranquila, que ayude a relajarse a los ancianos.

Respetar la autonomía. Siempre estaremos ahí para ayudar en todo lo que el mayor necesite, pero sin limitar su autonomía. Esto significa que no debemos realizar nosotros todas las tareas. Hay que observar qué tareas, movimientos, etc. pueden hacer las personas mayores, y dejar que las lleve a cabo siempre que se sienta seguro. Les ayudaremos sólo cuando nos lo pidan o cuando vemos que necesitan ayuda.

Crear una rutina. El baño debe realizarse siempre a la misma hora, ya que para los ancianos dependientes es importante seguir siempre las mismas rutinas. Esto les aporta seguridad en su vida diaria.

Explicarle lo que vamos a realizar. Hay que mantener siempre informado a los ancianos de las tareas que vamos a realizar a continuación para que nada pueda sobresaltarles o asustarles. En caso de contar con la autonomía suficiente, podrá ser el propio anciano quien lleve estas tareas a cabo, mientras nosotros le ayudamos, verbalmente diciéndole lo que debe hacer y sirviéndole de guía.

Prestarle toda nuestra atención. En esta tarea la persona mayor puede sentirse incomoda y vulnerable. Por ello, será siempre muy importante hacer siempre caso a sus comentarios, dudas o indicaciones aunque no estemos de acuerdo. Por ejemplo, si los ancianos nos indican que la temperatura del agua no está a su gusto o si estamos sujetándole demasiado fuerte, etc. Si los mayores sienten que les escuchamos y actuamos según sus indicaciones, conseguiremos que se relajen y sea más fácil realizar esta tarea.

Hacer accesible los útiles de baño. Para poder facilitar la autonomía de las personas mayores es importante que puedan tener acceso a todos los útiles que necesiten para su higiene: champú, suavizante, esponja, albornoz, etc.

Anticiparse a las situaciones difíciles. Mantenerles siempre tranquilos, darle razones de por qué tienen que bañarse, distraerles por ejemplo con conversaciones tranquilas, sosegadas… Y, sobre todo, grandes dosis de paciencia y cariño.

Éstas serán sin duda nuestras mejores consejos a la hora de bañar a los ancianos y realizar las tareas propias del baño e higiene personal. si necesitas de ayuda contacte a nurses daily enfermeras a domicilio > AQUÍ

Cómo tener mejor cuidado a una paciente con demencia senil durante la noche ?


Es común que las personas con alguna forma de demencia comiencen a alterarse conforme se acerca la noche, este problema se denomina agitación vesperal o síndrome vespertino. En estos casos suele aumentar la confusión, haber ansiedad y agitación y una gran dificultad para quedarse dormido.

Asimismo, es posible que la persona con demencia padezca alucinaciones durante la noche. Cuando esto sucede, resulta benéfico evitar que vean cosas con colores brillantes o patrones llamativos así como asegurarse de que la habitación tenga la suficiente iluminación para que no se generen sombras que puedan alterarlos más.

Aún cuando un familiar querido no presente agitación vesperal es recomendable tener una rutina diaria que le ayude a mantener un horario estructurado; fijar horas para cada comida, para acostarse en la noche, para realizar todo tipo de actividades físicas, le orientará y tranquilizará. Cabe agregar que dicha rutina será mejor si durante el día tu familiar o paciente se cansa moderadamente de modo que, llegada la noche, tenga una mayor disposición para dormir.

Para un cuidador puede resultar ser un periodo sumamente agotador, tanto física como emocionalmente, atender a un familiar cuando presenta agitación vesperal. Desde acompañarlo en las horas previas a que se acueste hasta ayudarle en las ocasiones en que deba ir al baño a mitad de la noche, asistirle puede ser un reto.

A continuación presentamos algunos consejos para cuidar mejor de un familiar querido con síndrome vespertino:

  • Disminuir los estímulos
  • Evitar programas de TV o películas con contenido violento
  • No sujetar a tu familiar querido a la cama
  • Consultar al médico antes de darle un fármaco para dormir
  • Evitar hacer ruidos fuertes para que tu familiar querido no se despierte

Asimismo, se debe considerar que si tu familiar o paciente padece de agitación vesperal, seguramente amanecerá cansado y alterado. De ser así, es importante asistirle con mayor precaución en todo momento, pues puede presentarse irritado. La mejor manera de cuidar a alguien que queremos es teniendo paciencia y disposición.

Si te interesa obtener más información no dudes visitar nuestra página web, síguenos en facebook, o llámanos e infórmate ahora mismo al : 924898754 o si lo prefieres contáctanos a través de nuestra página web. AQUÍ

¿CÓMO PREVENIR LAS CAÍDAS EN ADULTOS MAYORES?


La edad es uno de los principales factores de riesgo de las caídas. Los ancianos son quienes corren mayor riesgo de sufrir lesiones graves por caídas, y el riesgo aumenta con la edad. 

Las razones por las que los ancianos sufren mayores riegos de caídas se deben,  en parte, a los trastornos físicos, sensoriales y cognitivos relacionados con el envejecimiento, así como a la falta de adaptación del entorno a las necesidades de las personas de edad avanzada. 

La prevención de caídas en adultos mayores busca reducir los factores de riegos y fomentar medidas eficaces para reducir el número de personas que las sufren, disminuir su frecuencia y reducir la gravedad de las lesiones que producen.
Roles y responsabilidades del cuidador  
Según la OMS, el cuidador primario es la persona del entorno del enfermo ( la enfermera de turno y el familiar que asume  el papel  de responsabilidad en un sentido amplio y está dispuesto  a tomar decisiones  por el paciente y para el paciente, y a cubrir sus necesidades básicas de manera directa e indirecta. 

Tareas del cuidador relacionado a la prevención de caídas: 

1.    Estar informado sobre el riesgo de caídas en adultos mayores y las acciones de prevención:

  • Tener en cuenta que se necesitan barandas en la cama de la persona con riesgo 
  • Deambulación indicada por médico tratante y supervisada por el profesional que corresponda. 
  • Timbre de enfermería o campana accesible al paciente. 
  • Calzado adecuado para la deambulación. 
  • Luz nocturna encendida. 
  • Acompañamiento permanente en el caso que sea necesario. 

2.    Motivar al paciente para cumplir con las recomendaciones brindadas
3.    Informar las acciones de prevención a otras personas que realicen acompañamiento al paciente. 
4.    Informar a otras personas si el paciente se queda solo por algún motivo. 

Contactarnos para ayudarlos   CLIK AQUÍ

¿Cómo prevenir enfermedades habituales durante el verano?


El verano es para muchos la estación preferida del año. Disfrutar de largas hora de sol, chapuzones en la playa o la piscina y en general la opción de hacer más vida al aire libre nos pone de buen humor.
Sin embargo, debes considerar que el incremento de la temperatura puede tener algunas consecuencias negativas para nuestra salud. Sobre todo por el impacto de los rayos solares en nuestra piel, el riesgo de adquirir algunas infecciones a través del agua y también por el riesgo de consumir alimentos en mal estado.
Recuerda asimismo que, al estar situado nuestro país en la región del trópico, nos hallamos expuestos a males endémicos que se intensifican durante el verano. Es el caso de cierto tipo de malaria y paludismo cuyos vectores pueden desarrollarse en el agua estancada.
Por último, ten en cuenta que debido al cambio climático las temperaturas durante el verano se sitúan en los últimos años por encima de los valores promedio. Este fenómeno puede provocar los llamados golpes de calor, un desbalance hídrico en el organismo que en casos graves podría conducir a la muerte, especialmente en adultos mayores y niños. Para evitar ello, es clave beber agua en la cantidad adecuada.
Para que puedas aprovechar sin preocupaciones la estación veraniega, te brindamos consejos para que evites estos y otros males:
Conjuntivitis

  • Acude a playas y piscinas limpias.
  • Usa lentes acuáticos para evitar que el cloro ingrese a tus ojos.
  • No compartas toallas.

Otitis

  • No te sumerjas demasiado tiempo en el agua y evita movimientos que faciliten el ingreso de ésta a los oídos.
  • Sácate siempre el área de los oídos con gasa o toalla.

Quemaduras solares o insolación

  • Utiliza bloqueador solar con factor de protección FPS 50+.
  • No te expongas por periodos prolongados al sol.
  • De preferencia, evita tomar sol entre las 11 de la mañana y las 4 de la tarde.

Infecciones intestinales

  • Consume alimentos en lugares salubres.
  • Mantén refrigerados tus alimentos.
  • Lávate bien las manos.

Disfruta al máximo tu verano sin descuidar tu salud.  contactarnos aquí

10 actividades divertidas que puedes hacer cuidando a una Persona Mayor en Casa


Se dice de manera popular que el mejor regalo que le podemos hacer a una persona es darle nuestro tiempo y es absolutamente cierto, no hay nada más valioso que convivir con nuestros seres queridos y esto aplica a cualquier edad, pero sobre todo con nuestros adultos mayores, para ellos el vernos y sentirnos cerca es sumamente importante y ahora les sugerimos 10 actividades divertidas que pueden hacer cuidando a alguien en casa para disfrutar de su compañía.
Al presentarse casos de demencia, muchos familiares no saben como hacer una conexión, de que hablar o como acercase a ellos, los invitamos a quitar esa barrera que nos creamos sin darnos cuenta y activar una convivencia positiva y divertida en casa, cada momento es valioso, así que podremos adaptar estas opciones para disfrutar el tiempo juntos y que tengan sensaciones que permanezcan en ellos como felicidad y satisfacción.
¡Qué comiencen las actividades divertidas!

1:La conexión con la familia

Busquen que sus seres queridos convivan con los integrantes de la familia, sobre todo con niños y adolescentes para poder interactuar y salir de la rutina, el inyectar juventud puede ser muy benéfico para los adultos mayores. Incluso pueden apoyarse con la tecnología para hacer video llamadas o tomarse unas fotos divertidas, enseñarle a sus abuelos videos que les gusten, ver en Facebook las publicaciones de otros miembros de la familia e incluso ver un partido de fútbol, una novela o película que puedan disfrutar juntos.

Los niños suelen querer buscar actividades y juegos por realizar, así que permitan que armen un rompecabezas, pinten o dibujen algo divertido o usen un juego de mesa sencillo y divertido para hacer con los adultos mayores, ya que las actividades compartidas ayudan a mantener vínculos y a estar contentos.

¿Qué son las Úlceras por Presión? Prevención y Tratamiento


La frase úlceras por decúbito o UPP (úlceras por presión) indica la presencia de lesiones por la permanencia del paciente en una sola posición por largos períodos de tiempo. Ese término significa lo mismo que las palabras llagas o escaras. Estas lesiones son causadas por la presión prolongada sobre alguna zona del cuerpo al apoyarse contra la cama (sacro, crestas ilíacas, talones, codos, glúteos, hombros, rodillas, etc.),ocasionando la disminución de la circulación ya de por sí difícil. Como consecuencia se aminora el aporte de oxígeno a esos tejidos comprimidos, llevándolos a morir. Las lesiones más superficiales de la piel enseguida afectan a todos los tejidos que están debajo de ésta. La lesión primaria semeja a una ampolla, en ocasiones a una quemadura cuando ha perdido la parte más superficial de la piel. El tejido se advierte rosa vivo, casi rojo, formándose una capa forma en una placa o costra de color oscuro.
CLASIFICACION DE LAS ÚLCERAS
Estadio I: afecta a la epidermis; hallaremos un enrojecimiento de la piel, a pesar de aliviar la presión de la zona.
Estadio II: se manifiesta a través de una falta de continuidad de la piel ya que afecta a la epidermis y a la capa superior de la dermis. Encontraremos la piel erosionada y posiblemente algún flictena (ampolla).
Estadio III: afecta a la parte más profunda de la dermis por lo que visualizaremos una herida en forma de cráter.
Estadio IV: se pierde totalmente el grosor de la piel y la herida afecta a estructuras internas como pueden ser el músculo y el hueso.


Estas lesiones se forman con extraordinaria rapidez, en ocasiones el mismo día es posible ver esos cambios. Todas las áreas del cuerpo del adulto mayor que estén apoyadas directamente contra la cama son susceptibles de deteriorarse, conduciendo a formar esas tan temidas llagas o escaras. Un factor que favorece extraordinariamente la formación de estas lesiones es la humedad, la presencia de excremento y de orina, macerando muy rápidamente la piel y dando lugar de inmediato a la formación de la escara. Una vez que la llaga o úlcera se ha presentado en forma de costra, los tejidos que se encuentran debajo sufren mayor compresión, aumentando por consecuencia la extensión de la lesión. Y si alguna bacteria penetra bajo esta lesión se desarrolla una infección. Como con mucha frecuencia las llagas están cerca del ano, se contaminan con el excremento, y obviamente, con las bacterias que éste contiene, por lo cual sugerimos especial cuidado en esta área.
Pasados unos días (en ocasiones hasta 30 días), los bordes de la costra se levantan hasta que finalmente cae, descubriendo porciones profundas de la piel, el músculo y hasta de hueso. Si no se manejan adecuadamente, estas lesiones se cavitan (forman túneles), lo que hace cada vez más difícil su curación. Un olor característico denota la mala evolución de este problema. En el lecho de la herida se forma una secreción amarillo-verdosa, de mal olor, que denota también el desarrollo de un proceso infeccioso.
Una vez que esta llaga alcanza niveles o estratos más profundos de la piel o de los músculos, la probabilidad de que se presente una septicemia (infección que se disemina por todo el organismo a través del torrente sanguíneo) es mayor y eso constituye la causa número uno de las muertes por esta complicación.
CUIDADOS DE LA PIEL
La piel de los adultos mayores es extramadamente frágil y una inspección cuidadosa de la misma se debe convertir en una rutuna de nuestro trabajo. La hora del baño o de los cambios posturales pueden ser un buen momento para observar su integridad, color, vascularización, humedad…
Los cuidados de la piel comienzan con un buen lavado diario con agua y jabón neutro. Esto elimina sustancias que procedentes del sudor, heces, secreciones, orina etc. Pueden irritar la epidermis.
El secado debe ser minucioso, sobretodo en zona de pliegues (ingles, mamas…); Es muy importante que después hidrataremos la piel, ya que su piel suele resecarse mucho y este ser un factor de riesgo.
Es importante provenir las lesiones por fricción durante el baño o los cambios posturales.
Salvo en las zonas que presentan enrojecimiento o isquemia, la aplicación de masajes está recomendada (provoca una vasodilatación que aumenta la afluencia de sangre y nutrientes).
En personas incontinentes debemos extremas las medidas de higiene y mantener la piel lo más limpia posible. Asimismo la cama o el sillón deberán estar sin arrugas, secas y libres de cualquier cuerpo extraño.
MANEJO Y PREVENCIÓN
Como en todas las cosas, pero especialmente en medicina, el mejor manejo o tratamiento es la prevención.
Cuando al adulto mayor, o cualquier persona, lo obliga su estado a permanecer la mayor parte del día en la cama, es necesario preparar una cama preferentemente de tamaño individual u hospitalaria que facilitará la tarea de moverlo.  El colchón puede ser convencional, de agua, de aire depresión intermitente, un colchón de “huevera” (algunas personas lo llaman de cascarón de huevo)o cuando menos una zalea de borrego.
COLCHÓN DE AGUA
Este colchón permitirá que con el menor de los movimientos del adulto mayor enfermo, incluso su respiración, el agua se mueva y por lo tanto la circulación se mantenga activa en esas áreas críticas de su piel.  Este colchón se llena con agua de la llave y no necesita de ninguna instalación adicional. Antes de que llenes de agua el colchón, colócalo sobre la cama donde permanecerá, y ahí llénalo.  El colchón contiene cerca de 150 L de agua y el subirlo del piso a la cama puede ocasionarte fácilmente una hernia o que desaparezcan todas tus buenas intenciones.
COLCHÓN DE AIRE DE PRESIÓN INTERMITENTE
Está formado por una enorme cantidad de rombitos inflables cuyo aporte de aire tiene diferentes e independientes conductos de origen.  Una vez inflado, el colchón requiere de una fuente de poder o batería que gobierna su funcionamiento. Un pequeño regulador que forma parte del equipo, desinfla unos rombitos e infla otros, modificando o alternando la presión en ellos, con una frecuencia de cada 15 segundos. De este modo, las distintas zonas de la piel nunca permanecen apoyadas en el mismo punto por más de 15 segundos, favoreciendo la circulación en todo el cuerpo.
Los inconvenientes de estos colchones son el costo y que pueden pincharse con cierta facilidad. No obstante, se reparan como las cámaras de bicicleta.
COLCHÓN DE  “HUEVERA” O DE CASCARÓN DE HUEVO.
Se le llama así porque se asemeja a los empaques donde se acomoda el huevo para su venta. Tiene la misma dimensión que un colchón individual y su forma permite que el aire pase entre el colchón y la piel del paciente, manteniéndola seca y ventilada. Estos colchones también se pueden lavar. El consejo es que coloques una sábana sobre el colchón para que sea más efectivo.
PROTECTORES PARA TALONES Y CODOS.
En el comercio local existen unas taloneras y coderas hechas de lana, de espuma tipo huevera o forradas por dentro de zalea de borrego. Poseen cintas con cierre tipo velcro que se ajustan perfectamente y evitan la compresión y el roce de estas partes del cuerpo con las sábanas o con el piso. Estos accesorios son magníficos y muy recomendables.
Algo bueno para prevenir muchos problemas será aplicar algún lubricante sobre toda la piel, como crema, aceite, vaselina; en especial sobre las superficies donde los huesos están inmediatamente bajo la piel o amenazan con asomarse (crestas ilíacas, codos, hombros, rodillas, sacros, talones, etc.).  Nunca olvides que a pesar de tener el mejor de los colchones preventivos, debes cambiar la posición de la persona, cada hora al menos, ya de un costado, ya del otro, boca arriba, semi sentado o sentado, y siempre colocando un cojín entre sus rodillas.
TRATAMIENTO.
Supongamos que a pesar de todos los cuidados que le proporcionas al adulto mayor, una llaga apareción lo único y, desde luego, lo mejor que debes hacer, es tratarla para evitar las consecuencias que se mencionaron anteriormente. Al principio, la llaga es solamente una raspadura que muestra la parte central con un color rojo fresco, vivo.
En este momento hay que lavarla con agua y jabón neutro y a continuación, utilizando gasas esterilizadas (evitar el uso de algodón, ya que deja filamentos en la lesión que impiden su satisfactoria evolución), aplica un antiséptico, como “Isodine” en espuma, frotando vigorosamente aunque eso le cause un poco de dolor. Será un excelente remedio si después de este aseo rocías la llaga con “Rifocyna” en spray o “Ketanserina” (la cual muestra efectos benéficos sobre la cicatrización ya que interviene en sus tres niveles: inflamación, granulación y epitelización. Mejora notablemente la formación y desarrollo del tejido sano de granulación. Resultados farmacológicos sugieren que la ketanserina es capaz de mejorar la microcirculación en el área de la herida aumentando con ello el aporte de oxígeno y nutrientes en el tejido. Además de estimular la reproducción de células de la epidermis y dermis) y la cubres con una gasa estéril.  Este procedimiento deberás repetirlo al menos cada 24 hrs.
Si a pesar de tus cuidados aparecen zonas amoratadas y reblandecidas en su piel, por favor no las retires, solamente acolchónalas con algodón envuelto en gasa e impide que la persona permanezca apoyada sobre esa área por mucho tiempo.  Una vez que se tornen como costras y sus bordes se empiecen a levantar, entonces sí es oportuno que las retires, ya que la dureza de la costra ocasiona mayor presión debajo de la misma y favorecerá la extensión de la llaga.
Al levantar la costra, aparecerá un agujero, con bordes blancuzcos, verdosos y amarillentos, que en ocasiones sangran un poco y tienen cierto olor característico que no es desagradable, pero sí lo será cuando la lesión esté infectada.  Esas porciones cuyo color no sea rosado o rojizo, deberás retirarlas con tijeras y pinzas, puesto que se encuentran necrosadas (son tejidos muertos).
A esta altura del tratamiento se recomienda que la primera curación la haga un médico, pues a ti te resultará especialmente doloroso, sin mencionar lo que sienta la persona.
Una vez limpia la lesión de tejido muerto o necrótico, lava escrupulosamente con agua estéril o hervida y jabón o “Isodine” en espuma, pasando por alto el sangrado que pueda presentarse, siempre que sea discreto. Si el sangrado es abundante, comprime la zona con una gasa durante tres minutos hasta que se detenga. El cepillado de la lesión con la gasa recomendada es la mejor forma de asear a conciencia y asegurar la menor cantidad de curaciones y, como consecuencia, menos sufrimiento de la persona. Una vez debridada (limpia del tejido necrótico) y aseada, toma una gasa estéril, imprégnala de “Isodine” en solución y empapa perfectamente la lesión con ella, cubriéndola con otra gasa gruesa * y utilizando cinta adhesiva del tipo Micropore, que causa menos lesiones en la piel al desprenderla. Otra excelente cinta es la Transpore aunque es un poco más  difícil de encontrar en el mercado local.
Cabe destacar que es de suma importancia la opinión y supervisión de un médico o  un especialista en cuidados para el adulto mayor o paciente que requiera cuidados en casa.

*Otra sugerencia practica es el uso de toalla sanitaria femenina en lugar del uso de gasa ya que permite la circulación de aire y no es agresiva en la presión que ejerce.

Recomendamos, si se quiere profundizar más en el tema, dar click  este enlace AQUÍ

1 2 3 4 8