Contacto ¡Llámanos!Llamanos al 924 898 754

7 cualidades de una buena enfermera para el cuidado del adulto mayor


En América Latina, las personas mayores de 65 años duplicarán su número entre 2019 y 2025.estudio realizado por (OMS)Cuando una persona mayor enferma tiene la necesidad de atención exclusiva y la primera opción, por lo general, es un familiar cercano (Cuidador Primario). Sin embargo, no siempre se cuenta con éste o se requiere preparación y experiencia; es por eso que existen personas dedicadas a brindar esta atención a domicilio.

Por la importancia de dicha atención es que te presentamos las 7 cualidades  que debe tener una buena enfermera para el cuidado del adulto mayor , así como lo primero que debes analizar al momento de elegir a uno es :

1.- Vocación – Los cuidadores por lo general tienen un alto sentido de altruismo, empatía y voluntad de servir. En su personalidad se caracterizan por ser pacientes, tener una excelente actitud y por supuesto atender al paciente con dulzura y amabilidad. Ingredientes muy importante que debes considerar al hacer tu elección.

2.- Experiencia – Definitivamente la experiencia que tiene la enfermera es fundamental para decidir entre los candidatos, ya que determina si puede o no manejar algún tipo de incidencia con nuestra persona mayor. Debes tener en cuenta para ser un buena enfermera se debe tener experiencia previa, aunque paradójicamente una enfermera sin experiencia es más atento y está más dispuesto a ayudar.

3.- Formación académica – La preparación académica y certificaciones son indispensables para brindar los cuidados adecuados a nuestra persona mayor. Sin embargo, si la enfermera tiene una mala actitud o poca ética, ni todo el entrenamiento ni toda la formación harían de él o de ella  un buena enfermera(o).

4.- Confianza – Una enfermera trabaja gran parte del tiempo sin ningún tipo de supervisión, es por eso que se debe solicitar algún tipo de referencia sobre el desempeño de su actividades con otros pacientes o acercarte con una agencia o empresa que tenga estas referencias y exámenes de confianza, lo que podría darte pistas sobre si puedes o no confiar en él o ella. ¡Siempre confirma las referencias!

5.- Rendición de cuentas – Recuerda que cualquier persona que no puede admitir errores del pasado debe ser visto con sospecha; cuando una enfermera culpa a otros de las cosas que suceden, definitivamente no es de fiar. Las personas responsables aceptan su culpa y hacen algo para enmendar su responsabilidad.

6.- Honestidad – Esta cualidad significa que ellos llegan con puntualidad, que manejan sus responsabilidades con precisión y que por lo general pueden dar cuenta de la administración de medicamentos (aquellos para los que están calificados de dar), de los suministros y así como del dinero que se le encomiende para gastos del beneficiario de los cuidados o de la persona mayor.

7.- Motivación – Al contratar un cuidador es mejor no considerar a aquellos que sólo lo hacen porque necesitan dinero. Tenemos una tendencia a asumir que significa que no se van a preocupar por nuestro familiar. Debes considerar que el cuidador asume la responsabilidad de la gestión de la persona mayor, por tanto debe tener otro tipo de motivación, valores y un propósito personal que va más allá de la obtención de la compensación económica.

Toma en cuenta estos elementos para que realices la mejor elección para la atención de tu familiar persona adulto mayor.

Al contratar un servicio, tienes derecho a realizar una entrevista personal que ponga en evidencia todas las características aquí sugeridas.

Si quieres recibir un servicio personalizado da clicaquí.

Mito derrumbado: no existe el panetón para diabéticos


El panetón que se ofrece como «para diabéticos» no es tal porque su elaboración es a base de harina procesada, la que al consumirse también elevará los niveles de glucosa en este tipo de pacientes.

Así lo advirtió el endocrinólogo y director del Centro de Investigación en Diabetes, Obesidad y Nutrición, (CIDON), Helard Manrique, quien señaló que no se puede presentar este producto como apto para personas con niveles altos de glucosa.

«En su elaboración,  le echen o no azúcar, siempre tendrá harina procesada, entonces el producto puede tener 20, 30 y asta 80 calorías menos sin azúcar, pero la harina siempre será absorbida por el organismo y elevará la glucosa», explicó en el programa Al servicio de tu salud de Andina canal on line. En ese sentido, advirtió que una persona con diabetes controlada – con menos de 180 mg/dl dos horas después de comer- puede consumir un trozo pequeño de panetón del tamaño de su puño y no más «Pero tomar una taza de chocolate con panetón y mantequilla es algo que solo lo pueden hacer los atletas, que al día siguiente se ejercitarán y quemarán todo eso. Sin embargo, para cualquier otra persona ese exceso se acumulará como grasa abdominal y en los diabéticos elevará el nivel de glucosa», advirtió el endocrinólogo.

La cena navideña.Consultado sobre lo que puede consumir una persona con este problema de salud en la tradicional cena navideña, Manrique dijo que no hay problema si come carne de pavo, pollo o cerdo, porque la proteína no afecta la glucosa.

El punto en cuestión está en los acompañamientos. Los purés, ya sea de frutas como la manzana, camotes o menestras deben ser descartados del menú del diabético.
El punto en cuestión está en los acompañamientos. Los purés, ya sea de frutas como la manzana, camotes o menestras deben ser descartados del menú del diabético.
Esto porque la fruta, la papa o la menestra en presentación de purés está destruido y su absorción será mucho más rápida y elevará la glucosa igualmente rápido. 
Lo más conveniente es comer una papa hervida, o media taza de arroz, o media taza de menestras enteras.
Igual cuidado hay que tener con las ensaladas que deben consumirse sin vinagreta ni yogur, ni mayonesa.
«Verduras semicocidas, con un huevo encima, vinagre, limón, sal y aceite es suficiente para una buena ensalada», señaló.
Y si se quiere tomar un poco de chocolate bastará con una taza pequeña, pero todo esto acompañado de las medicinas que el diabético debe tomar.
«De ninguna manera se debe olvidar las tabletas o la insulina, porque, de lo contrario, al día siguiente terminará en una sala de emergencia con una glucosa disparada a 400 o 500 y puede caer en un coma diabético», afirmó.
Ningún extremo es bueno
El especialista recomendó también evitar un cuadro contrario, es decir la hipoglicemia o niveles muy bajos de glucosa en sangre.
«También hay personas que son absolutamente rigurosas y se van al otro extremo, cayendo en un cuadro de hipoglicemia.
Una glucosa por debajo de 70 es una emergencia que provoca temblores, sudor excesivo y desvanecimiento y debe tratarse con agua azucarada o con un vaso de jugo», dijo finalmente.
para tranquilidad de usted y de su familiar es bueno contar acopañado de un profesional de salud
nosotros te podemos ayudar solo contactenos a nuestro whatsapp

¿QUE CAMBIOS EN SU DIETA DEBEN TENER LOS ADULTOS MAYORES?


Más vida, con mejores hábitos

Con la llegada de la vejez, los cambios corporales son evidentes. Con los años, el cuerpo pierde masa corporal y disminuyen las necesidades energéticas, lo cual genera falta de apetito. Algunos adultos mayores también pueden presentar problemas con la salivación y estreñimiento.
Luego de los 60 años también comienzan a presentarse algunas enfermedades crónicas como la diabetes, la hipertensión o condiciones cardíacas. Adicionalmente, la disminución de actividad física puede generar casos de obesidad. Por ello, es necesario adaptar la dieta a medida que se avanza en la vejez.
Estas son algunas recomendaciones para comer mejor a cualquier edad, pero muy especialmente cuando se es mayor.

  1. Más fibra Con los años, la digestión se ralentiza originando problemas de estreñimiento o diarreas, por lo que se recomienda incrementar la ingesta de fibra presente en frutas, verduras y cereales integrales.
  2. Más proteína Los especialistas recomiendan para una persona mayor sana entre 1 y 1.3 gramos de proteína por kilo de peso por día, siempre acompañando la ingesta con ejercicios adecuados para la edad. Para aquellos que tienen alguna condición ósea o están atravesando un proceso oncológico, la recomendación sube a 2 gramos de proteína por cada kilo de peso.Esto significa que, a medida que el calendario avanza, hay que escoger alimentos con más proteínas como las carnes (preferiblemente magras), pescados, aves, huevos, leches, legumbres, panes integrales, arroces, cereales y frutos secos. Se debe procurar que la mitad de las proteínas consumidas sean de origen animal y la otra mitad de origen vegetal.
  3. Más vitaminas Es frecuente encontrar entre personas mayores déficits de vitaminas como la D, B12 y el ácido fólico. Para recuperarlas, es importante incorporar a la dieta alimentos como los pescados azules tipo la sardina, tofu, leche de soya que aportan vitamina D, imprescindible para la absorción de calcio en la lucha contra la osteoporosis. El médico de cabecera también puede recomendarle un suplemento vitamínico acorde con su edad, sin embargo, las mejores fuentes de vitaminas siguen siendo los alimentos, por lo que no debe pasar ninguna de las comidas sin una porción de vegetales.
  4. Mantenerse hidratado A medida que envejecemos vamos perdiendo la sensación de sed pero nos deshidratamos con más facilidad porque el porcentaje del agua en el cuerpo es menor. Por eso la recomendación para los ancianos es tomar agua cada media hora e incorporar jugos de frutas naturales, sin azúcar añadida, caldos e infusiones sin cafeína. La prolongación de una vida plena y saludable es un deseo común. Mantener hábitos saludables garantiza una vejez tranquila y con menos inconvenientes. Adaptar la dieta a las nuevas necesidades energéticas es sólo un paso más para lograr más calidad de vida a edad avanzada.

Recomendaciones para la prevención de un EVC (Enfermedades Cerebrales Vasculares)


La obstrucción de las arterias, la pérdida repentina del flujo sanguíneo cerebral o bien la ruptura de un vaso sanguíneo, son las causas de los Eventos Vasculares Cerebrales, también conocidos como Enfermedades Vasculares Cerebrales o ataques cerebrales. De acuerdo a la Organización Mundial de la Salud (OMS), los EVC son considerados la segunda causa de muerte a nivel mundial.

Si bien estos eventos ocurren de forma repentina, es importante tener en cuenta que existen ciertos hábitos o prácticas que pueden estar contribuyendo a la aparición de alguno de estos episodios; estas costumbres son conocidas como factores de riesgo modificables. Además, es de suma relevancia tener en cuenta los factores de riesgo inmodificables, pues si se combinan con alguna mala práctica pueden incrementar la probabilidad de sufrir un ataque de índole vascular cerebral.

Factores de riesgo inmodificables:

  • Edad: El riesgo de experimentar un evento vascular cerebral incrementa a medida que se envejece.
  • Sexo: Los hombres tienen más probabilidades de sufrir un EVC, sin embargo, más mujeres mueren por esta causa.
  • Genética: Si algún miembro de su familia padeció un EVC, el riesgo de experimentar uno es mayor.
  • Enfermedades como el cáncer, trastornos renales y autoinmunitarios están ligadas a las EVC.
  • Arterias y venas anormales.
  • Embarazo: Durante y en las semanas posteriores al parto.
  • Defectos cardíacos congénitos.

Las acciones que pueden reducir en gran medida las probabilidades de un EVC son las siguientes:

  • Presión arterial controlada. Esto se logra con una dieta balanceada, rutina de ejercicio y medicamentos en caso de ser necesarios.
  • Dejar de fumar.
  • Realizar media hora de actividad física todos los días.
  • Mantener un peso saludable y dentro de lo indicado.
  • Evitar situaciones o tareas sumamente estresantes.
  • Limitar la ingesta de alcohol o suprimirla por completo.
  • No consumir drogas. La cocaína, en especial, es mortal.
  • Implementar proteínas magras, gran cantidad de frutas y verduras, granos enteros y legumbres a la dieta diaria.

Si te interesa obtener más información no dudes visitar nuestra página web, síguenos en facebook, o llámanos e infórmate ahora mismo al : (924898754 ) o si lo prefieres contáctanos a través de nuestra whatsapp.

CUIDADOS PARA EL ADULTO POSTRADO – PREVENIR LAS ESCARAS


Cómo prevenir una úlcera por presión en pacientes postrados. Cambios de posición constantes en la cama, durante todo el día y la noche.

El problema de la  postración es que podría aumentar de grado con el transcurso de los días. Las úlceras por presión, más conocidas como escaras, son el peligro latente -el cual debe prevenirse rigurosamente- en todo paciente postrado. Sólo bastan 72 horas en cama para que un enrojecimiento de la piel se convierta en una señal de alerta.

Una úlcera por presión (UPP) es una lesión de la piel producida por una presión o fricción constante, provocando el deterioro de los tejidos aledaños. Puede comenzar con un simple enrojecimiento, posteriormente con un adelgazamiento, luego con una ruptura de la zona afectada, y daño en extensión y profundidad. En casos extremos, la herida puede llegar al compromiso óseo (que se vea el hueso)”.

Tres son las recomendaciones para la prevención de úlceras por presión:
– Cambios de posición: La frecuencia debe ser cada tres horas. Si la persona cuenta con un colchón anti escaras, el tiempo será de cuatro horas. Es importante que los cambios se realicen durante las 24 horas del día.
– Alivio de la presión en la piel: Los colchones anti escaras son un método efectivo de prevención. El uso de superficies de apoyo (colchón) no sustituye el cambio de posición.
– Nutrición e hidratación: Una alimentación balanceada es fundamental en pacientes postrados. Por ejemplo, una persona diabética debe mantener su régimen de manera rigurosa. Una piel hidratada está menos propensa a sufrir una herida por fricción (se recomienda beber dos litros de agua diarios). Mantener la piel limpia y seca. 

5 consejos para una buena alimentación del adulto mayor


En los adultos mayores, la alimentación es un aspecto en el que se debe prestar mucha atención, subrayó una especialista.

Riesgos
Debido al proceso natural de envejecimiento, se llegan a presentar cambios físicos y mentales ligados al paso del tiempo, estos cambios presuponen una amenaza para la salud de los adultos mayores, entre los que destacan:

  • Pérdida o aumento de peso.
  • Disminución del agua corporal.
  • Aumento en el contenido de grasa.
  • Pérdida de calcio.
    • Menor capacidad física y mayor propensión a desarrollar enfermedades como diabetes, hipertensión, cáncer, obesidad, problemas del riñón e hipercolesterolemia (aumento de la cantidad de colesterol en la sangre).Por estos motivos, la alimentación de los adultos mayores debe ser un aspecto importante, ya que será determinante al momento de reducir dichos factores de riesgo.

      Alimentos para la salud integral de adultos mayores
      La especialista recomendó seguir los siguientes consejos de alimentación para evitar daños en la salud integral de los adultos mayores:
      1. No abusar en el consumo de grasa, ya que puede originar enfermedades del corazón y otras complicaciones del sistema circulatorio.
      2. Incluir alimentos ricos en proteínas, como carne, pollo o pescado. De lo contrario “se puede estar expuesto a la desnutrición”.

      3. Consumir muchas frutas y verduras a diario. “El poco consumo de verduras y de frutas propicia problemas como el estreñimiento por la falta de fibra, anemia por falta de hierro y osteoporosis”.

      4. Consumir alimentos con calcio, como leche y yogur.
      5. Incluir diariamente en el desayuno, comida y cena, por lo menos un alimento de cada grupo alimenticio: frutas, verduras, cereales, alimentos de origen animal y leguminosas.

      “Además, se recomienda dividir la alimentación diaria en tres comidas principales y dos colaciones para evitar sobrecargas en el estómago y cubrir los requerimientos nutricionales”, explicó nutricionista de NURSE DAILY.

Conociendo La Demencia y su primer encuentro con alzheimer


La demencia es un grado de deterioro cognitivo  y avanzado en el cual la persona que lo padece requiere ayuda y asistencia para realizar las actividades de su vida cotidiana. Es decir, una persona con demencia necesita de alguien más para sobrellevar su día a día.

El deterioro cognitivo, es el deterioro de las áreas cerebrales que regulan funciones intelectuales tales como la memoria (reciente y remota), el lenguaje, la capacidad de cálculo, la capacidad de abstracción y la capacidad de planificación, entre otras.El término demencia, no hace referencia a una enfermedad específica, sino a un grado de deterioro cognitivo que puede ser producido por un gran número de causas distintas en las cuales se destaca Alzheimer, enfermedad cerebrovascular, Parkinson, enfermedad por cuerpos de Lewy, infecciones y alteraciones de algunas vitaminas y minerales.

¿Cuál es la causa más frecuente de la demencia?
La causa más frecuente de demencia es normalmente producida por la enfermedad de Alzheimer pero también existen otras, como demencias de causas degenerativas como las frontotemporales, Parkinson, infección HIV, deficiencias severas de vitaminas B12, trastornos de calcio, etc.
En el caso del Alzheimer, hoy se sabe que el cerebro de quienes la padecen va perdiendo conexiones neuronales. Además de la acumulación de una proteína anormal llamada “amiloide”, esto hace que ciertas partes del cerebro no funcionen correctamente y por lo tanto la persona se comporte de manera extraña y olvide las cosas.
¿A quiénes afecta principalmente?
El principal factor de riesgo para el desarrollo de la enfermedad de Alzheimer es la edad, entre más avanzada sea la edad hay más posibilidad de padecerla. Se le ha llegado a considerar como una enfermedad edad-dependiente. Aunque en la mayoría se presenta en personas mayores de 65 no quiere decir que las personas menores no puedan tenerla, la diferencia radica en sus manifestaciones clínicas y forma de presentación.
¿Cuáles son los signos de alarma?
Aunque es normal que las personas adultas mayores recuerden poco menos que las personas jóvenes, hay algunos signos que nos permiten distinguir entre síntomas normales y síntomas de enfermedad de Alzheimer o alguna demencia incipiente.
A continuación te mencionaremos algunos signos de alarma:

  • La persona tiene problemas con la memoria reciente, olvida las cosas que se le dijeron momentos antes, pero recuerda a la perfección las cosas de cuando era joven.
  • Repite las mismas cosas una y otra vez o pregunta lo mismo.
  • Tiene problemas para hacer tareas habituales como tomar remedios, hacer las compras, cocinar, afeitarse, manejar dinero y otras actividades que había realizado antes.
  • Pierde cosas y puede llegar a acusar de robo a otras personas.
  • Le puede costar decir alguna palabra cuando esta hablando o escribiendo.
  • Puede haberse desorientado o perdido en la calle, o no recordar bien que día o año estamos.
  • Tiende a evitar reuniones sociales o situaciones nuevas.
  • Tiene menos iniciativa.

¿Cómo se desarrolla la enfermedad?
Se suelen describir tres etapas en su desarrollo, pero lo cierto es que no todas las personas que padecen la enfermedad van a presentar los síntomas de la misma manera pero sí en diferentes lapsos. Es importante mencionar que la enfermedad aparece y afecta todo el entorno de la persona que la tiene, en diferentes tiempos, así qué es difícil establecer con exactitud el momento del comienzo.
1) Etapa temprana/ Primera etapa
Se caracteriza principalmente por los problemas en la memoria. En la mayoría de los casos las personas no reconocen sus olvidos y los relacionan con “cosas de la edad”.

  • La persona que lo padece repite las cosas sin darse cuenta.
  • Pierde llaves, documentos, dinero (no recuerda dónde los dejo).
  • Olvida cifras.
  • Confunde el año en que vivimos o puede perderse en lugares que frecuentaba desde hace mucho tiempo (desorientación espacio-temporal).
  • Empieza a dejar que otras personas tomen decisiones por él.
  • Deja de hacer cosas que antes le gustaban (depresión, apatía).
  • Puede cambiar bruscamente de estado de animo sin razón aparente.

2) Etapa intermedia
En esta etapa suelen presentarse los problemas de conducta y las alteraciones de otras funciones cognitivas ademas de la memoria.

  • Se pone más olvidadizo.
  • Puede empezar a hablar en su lengua materna (en caso de ser diferente) y olvidar la que aprendió después.
  • Puede necesitar ayuda para bañarse, vestirse, salir de compras, cocinar, pagar impuestos, cuidar su casa u otras actividades cotidianas.
  • Presenta problemas de conducta como agresiones, alucinaciones (ve o escucha cosas que no existen).

3) Etapa Tardía
Esta etapa es de absoluta dependencia y poca actividad.

  • Tiene problemas serios de memoria.
  • Padece un notable deterioro físico.
  • No reconoce a familiares y amigos.
  • Puede presentar problemas para comer, caminar, etcétera.

¿Qué son los problemas de conducta?
Son aquellos referidos a los estados de ánimo o al comportamiento que presentan con mucha frecuencia los pacientes que padecen algún tipo de demencia. Agitación, depresión, agresividad, etcétera.
Es muy importante mencionar que las personas que padecen de alguna demencia no se comportan así a propósito, se recomienda a la familia y a los cuidadores que tengan mucha paciencia y se mantengan informados para poder sobrellevar en unión esta enfermedad.

Grupo de Ayuda Nurses Daily
La Red de enfermeras a domicilio de Nurses Daily, cuenta con un grupo de apoyo de profesionales especializadas para familiares que tienen algún paciente con demencia  a su disposición las 24 horas 365 días . Agenda una cita con nosotros.

Cómo funciona la quimioterapia


 

Los medicamentos quimioterapéuticos destruyen las células cancerosas o evitan que se dividan al impedir que se multipliquen y diseminen.

Las células cancerosas tienden a crecer y dividirse muy rápidamente de forma descontrolada y sin orden. Debido a que se multiplican tan aceleradamente, algunas veces las células cancerosas se desprenden del tumor original y se desplazan a otras partes del cuerpo. La quimioterapia debilita y destruye las células cancerosas en el sitio del tumor original Y en todo el cuerpo.

La mayoría de las células normales crece y se divide de forma ordenada y precisa. Sin embargo, algunas se dividen rápidamente, como las de folículos capilares, uñas, boca, tubo digestivo y médula ósea (que produce las células de la sangre). Asimismo, la quimioterapia puede dañar accidentalmente estos otros tipos de células que se dividen de forma rápida, lo que puede causar los efectos secundarios de la quimioterapia.

La quimioterapia se usa para tratar:

  • cáncer de mama invasivo en estadio temprano con el objetivo de destruir toda célula cancerosa que pueda haber sobrevivido a la cirugía y de reducir el riesgo de recurrencia del cáncer
  • cáncer de mama en estadio avanzado con el objetivo de destruir o dañar las células cancerosas tanto como sea posible

Cuando se trata el cáncer de mama en estadio temprano, es muy común que la quimioterapia se administre después de la cirugía, a penas te hayas recuperado. Los médicos la consideran una quimioterapia «adyuvante», puesto que se indica como complemento de la cirugía, que se considera el tratamiento principal.

En algunos casos, se administra antes de la intervención para reducir el tamaño del tumor de modo que deba extirparse una menor cantidad de tejido. Cuando se administra antes de la cirugía, se la denomina quimioterapia “neoadyuvante”.

En muchos casos, los medicamentos de la quimioterapia se administran en combinación, es decir, recibes dos o tres medicamentos distintos al mismo tiempo. Estas combinaciones se denominan pautas quimioterapéuticas. En casos de cáncer de mama en estadio temprano, las pautas quimioterapéuticas estándares reducen el riesgo de recurrencia del cáncer. En casos de cáncer de mama en estadio avanzado, las pautas quimioterapéuticas se administran con el objetivo de que el tumor se reduzca o desaparezca en un 30% al 60% de las pacientes tratadas. Debes tener en cuenta que cada tumor reacciona de forma diferente a la quimioterapia.

Rehabilitación física en el Adulto Mayor


Es de vital importancia el aporte que la terapia física puede tener en combatir o retardar, los procesos involutivos de la edad o inactividad que dan como resultado alteraciones de los órganos, aparatos y sistemas, así como alteraciones del equilibrio y la coordinación.
la fisioterapia en el adulto mayor como el conjunto de actividades sociales encaminadas a buscar la mejor incorporación del anciano a la macrosociedad y microsociedad. Es un esfuerzo cotidiano integrado por un equipo multidisciplinario para devolverle un mejor estado funcional y socioambiental que les ayude a mantener o maximizar la función cuando la recuperación total no es posible.

Objetivos generales de la rehabilitación del adulto mayor
La fisioterapia en el adulto mayor tiene la  meta de proporcionar al adulto mayor un programa preventivo, correctivo o de mantenimiento donde el objetivo primordial sea la independencia funcional de las personas mayores,aliviar el dolor, aumentar la fuerza y coordinación muscular, mantener y mejorar la amplitud articular, así como también a evaluar y mejorar la marcha y la estabilidad.
Lo más importante es enseñar al paciente cómo mantener su independencia, prevenir las discapacidades y prepararle para aplicar las técnicas adecuadas, con vista a conseguir una buena respuesta y cooperación para cumplir los objetivos del programa terapéutico.
El envejecimiento y su repercusión sobre el sistema locomotor puede ocasionar dificultades durante las actividades de la vida diaria, los consejos sencillos y la utilización de ayudas técnicas (bastón, muletas, andador) pueden secundar a la persona de edad en su deseo de conservación o recuperación de autonomía. Estas ayudas técnicas pueden solucionar numerosos problemas debidos al déficit de movilidad articular, la falta de fuerza y la coordinación y a las alteraciones visuales.

Conclusiones
Queda mucho por hacer en el campo de la rehabilitación para lograr la satisfacción y calidad de vida que merecen los ancianos, por lo cual se impone hacer que la comunidad se convierta en un escenario beneficioso para velar por la salud de este grupo poblacional, de modo que la edad avanzada o los años acumulados no constituyan barreras u obstáculos para la participación activa en las actividades sociales.

Prevención del Cáncer de Colon


El cáncer de colon es el cáncer del intestino grueso (colon), la parte inferior del sistema digestivo. El cáncer rectal es el cáncer de las últimas pulgadas del colon.
La mayoría de casos de cáncer de colon comienzan como pequeños grumos, no cancerosos (benignos) de células llamadas pólipos adenomatosos. Con el tiempo, algunos de estos pólipos se convierten en cáncer de colon.
Los pólipos pueden ser pequeños y producir pocos (si algún) síntoma. Por ello, los médicos recomiendan realizarse exámenes de detección con regularidad.

Síntomas del cáncer de Colon

Los signos y síntomas del cáncer de colon incluyen:

  • Cambio en hábitos intestinales, como diarrea, estreñimiento o un cambio de consistencia en las heces.
  • Sangrado rectal o en heces.
  • Malestar abdominal persistente, como calambres, dolor o gases.
  • Sensación de que el intestino no se vacía completamente.
  • Debilidad o fatiga.
  • Pérdida de peso inexplicable.

    Causas del cáncer de Colon

  • En la mayoría de los casos, no se conoce exactamente qué causa el cáncer de colon. Sin embargo, se sabe que el cáncer de colon se produce cuando las células sanas en el colon se alteran.

    Las células sanas crecen y se dividen de manera ordenada para mantener el cuerpo funcionando normalmente. Cuando una célula se daña y se vuelve cancerosa, las células continúan dividiéndose. Inclusive cuando no se necesitan células nuevas. Este exceso de células, pueden invadir y destruir tejido cercano normal, así como también, formar una masa (tumor).

    Crecimientos cancerosos en el colon

    El cáncer de colon comienza con mayor frecuencia como grupos de células precancerosas (pólipos) en el revestimiento interior del colon. Los pólipos pueden aparecer en forma de “Z”, ser planos, o empotrados contra la pared del colon. La extracción de pólipos antes de que se vuelvan cancerosos podría prevenir el cáncer.

    Mutaciones genéticas hereditarias que aumentan el riesgo de cáncer de colon

    Se pueden transmitir de padres a hijos y no hacen que el cáncer sea inevitable, pero pueden aumentar el riesgo de contraer cáncer de colon. 
    Están vinculadas a un pequeño porcentaje de casos de cáncer de colon.

    Formas más comunes de síndromes de cáncer de colon hereditario

    Poliposis adenomatosa familiar: trastorno poco común que hace que se desarrollen miles de pólipos en el revestimiento del colon y el recto. No presenta un riesgo en personas menores de 40 años.

    Síndroma de Lynch

    Aumenta el riesgo de cáncer de colon antes de los 50 años de edad.Ambas mutaciones pueden detectarse con pruebas genéticas.

    Factores de Riesgo del cáncer de Colon

    Los factores que pueden aumentar el riesgo de cáncer incluyen:

    • Edad avanzada: la gran mayoría de personas diagnosticadas con cáncer de colon son mayores de 50 años.
    • Historia personal de cáncer colorrectal o pólipos.
    • Afecciones intestinales inflamatorias: enfermedades intestinales crónicas, como la colitis ulcerosa o la enfermedad de Crohn.
    • Mutaciones genéticas.
    • Antecedentes familiares de cáncer de colon.
    • Dieta baja en fibra pero alta en grasas.
    • Estilo de vida sedentario.
    • Diabetes.
    • Obesidad.
    • Fumar.
    • Tomar Alcohol.
    • Radioterapia contra el cáncer: la radiación dirigida al abdomen para tratar cánceres anteriores.
    ¿Mucho dolor? ¿Requieres de un inyectable? ¡Pide un Inyectable! No esperes más,

    Tratamiento y medicinas

    El tipo de tratamiento dependerá en gran medida de la etapa en la que se encuentre tu cáncer de colon. Las opciones de tratamiento incluyen

    Cirugía para el cáncer de colon en estadio temprano

    Si el cáncer de colon es pequeño, localizado en un pólipo y en una etapa muy temprana, se podría eliminar por completo durante una colonoscopía. Los pólipos más grandes pueden ser eliminados mediante la extirpación endoscópica de la mucosa.

    Los pólipos que no pueden ser removidos durante la colonoscopía se pueden eliminar con cirugía laparoscópica.

    Cirugía para el cáncer de colon invasivo

    Si el cáncer de colon ha crecido en o a través del colon, el médico podría recomendar una colectomía parcial para extirpar la parte del colon que contiene cáncer, junto con un margen de tejido normal alrededor del cáncer. Los ganglios linfáticos cercanos también suelen ser removidos.

    A menudo, el médico es capaz de volver a conectar las partes sanas del colon o recto. Sin embargo, cuando esto no es posible (si el cáncer se encuentra en la salida del recto), puede que tengas que tener una colostomía permanente o temporal.

    Cirugía para el cáncer avanzado

    Si el cáncer está muy avanzado y tu salud muy débil, el médico podría recomendar una operación para aliviar una obstrucción en el colon u otras condiciones, a fin de mejorar los síntomas. Esta cirugía no cura el cáncer, pero podría aliviar algunos síntomas como el sangrado y dolor.

    Quimioterapia

    Utiliza medicamentos para destruir las células cancerosas. La quimioterapia para el cáncer de colon generalmente se administra después de la cirugía si el cáncer se ha diseminado a los ganglios linfáticos. De esta manera, la quimioterapia puede ayudar a reducir el riesgo de recurrencia del cáncer de colon.

    También puede aliviar los síntomas del cáncer de colon que se ha propagado a otras áreas del cuerpo.

    Radioterapia

    Utiliza fuentes de energía de gran alcance, como los rayos X, para destruir células cancerosas que pudieran quedar después de la cirugía; para reducir tumores grandes antes de una operación para que puedan ser removidas más fácilmente; o para aliviar los síntomas del cáncer de colon.

    Complicaciones del cáncer de Colon

    • Obstrucción del colon (intestinal).
    • Metástasis: el cáncer se disemina a otros órganos o tejidos.
    • Desarrollo de un segundo cáncer colorrectal primario.

      Prevención del cáncer de Colon

      Puedes tomar medidas para reducir el riesgo de cáncer de colon al hacer cambios en tu estilo de vida. Estos incluyen:

      • Come una gran variedad de frutas, verduras y granos enteros.
      • Limita tu ingesta de alcohol.
      • Deja de fumar.
      • Ejercítate la mayoría de días de la semana: se recomienda 30 minutos de ejercicio diario.
      • Mantén un peso saludable.

        ¿A qué especialista buscar?

        • Gastroenterólogo: médico que trata enfermedades digestivas.
        • Oncólogo: médico que trata el cáncer.
        • Cirujano: médico que elimina el cáncer de colon por medio de cirugía.
        • Oncólogo radioterapeuta: médico que usa radiación para tratar el cáncer.
1 2 3 4 5 8